Ya disponible el número 99 de Educar(NOS).

La profesión docente, en Primaria como en Secundaria y Bachillerato, la ejercen unos 800.000 españoles y refleja (mejor que profesión educadora) el oficio de enseñar, cosa muy decente. ¡Que bastante caro nos salió el cambiazo franquista de instrucción pública por educación nacional!

Tratamos hoy del oficio de instruir o enseñar y que los alumnos aprendan, para que todos – todos – los españolitos logren iguales conocimientos básicos y sean iguales ciudadanos. Es la razón de ser de una escuela obligatoria igual hasta los 16 años. Que la pretensión de educar a los demás es una injerencia y, además, no funciona se dice fácil. Pero sucede que aprender también nos educa y, si los docentes enseñan tonterías, tapan los verdaderos desafíos y maleducan, porque: “nos educamos juntos interpelados por el mundo” a lo largo de toda la vida. Crecemos al conocer y afrontar los desafíos comunes de lo otro, los otros y el Otro (Freire).

Y más: durante la Infantil y Primaria los niños son tan novatos que lo aprenden todo y sus educadores los modelan fácilmente. Y muchos adolescentes reclaman más ayuda personal que conocimientos, aunque no todos los docentes se ven preparados para educar, ni hay que pedirles mucho más que enseñar bien sus ciencias o sus letras. Entonces ¿docentes o educadores?

La revista está disponible en la web:

http://www.amigosmilani.es/

La puedes descargar en formato pdf en el enlace:

Educar(NOS) nº 99 “La profesión docente”